Monocromáticos

"La armonía Familiar"

Está constituido por un solo tono (un solo concentrado) combinando variaciones de intensidad (vibrante-atenuado) y/o de luminosidad (claro-oscuro) y es un esquema seguro, que da un toque elegante, sereno y contemporáneo y produce un efecto de relax, especialmente si se emplean azules, púrpuras o beiges.

Sugerencias: elegí una luminosidad media (D o E) para las paredes y más clara, F, o más oscura, A o B, o intensidades más vivas o más atenuadas para puertas, ventanas, marcos y cielorrasos y agregá detalles de decoración contrastantes.

Se puede usar cualquier concentrado del Sistema NetColor Plus® combinado entre todas las variaciones de intensidad y de luminosidad.